Limpieza de alfombras. Trucos y consejos para limpiar y mantener tus alfombras

 

Una alfombra no es más que una pieza que viste tu hogar y aísla del frío. Sobre la alfombra, juegan tus hijos  con sus primeros juguetes, puedes sentarte  tú o tú perro.

Los problemas con las alfombras: dan al hogar un ambiente más íntimo y elegante, pero cuesta limpiarlas y mantenerlas. No solo cogen olores, cogen ácaros y aparezcan las alergias. Pueden contaminar el aire del hogar debido a la gran cantidad de gérmenes que pueden acumular.

Una alfombra que no ha sido cuidada, se apelmaza y se deshilacha, pudiendo causar algún que otro accidente casero. Por ello, Limpiezas Elvira Granada, te aconseja una serie de trucos para mantener siempre limpia y a punto tus alfombras:

-Debemos aspirar las alfombras al menos cada tres días. En caso de que algún familiar sea alérgico cada menos tiempo.

-Podemos limpiar las manchas de las alfombras con vinagre blanco. Para ello, vertemos sobre la mancha medio vaso de vinagre, dejamos actuar 10 minutos, lo secamos con una toalla seca.

-Si tenemos una mascota, la forma más idónea de acabar con el mar olor en la alfombra es el bicarbonato. Esparcimos 5 cucharas soperas de bicarbonato por la alfombra, dejamos actuar toda la noche, y aspiramos.

-Una forma idónea de limpiar y desinfectar es usar sal. Esparcimos sal por la alfombra y la enrollamos durante varias horas. Posteriormente aspiramos la sal.

-Un truco muy usado para la eliminación de restos de comida en la alfombra son los cubos de hielos embolsados. Frotamos sobre la superficie donde hay restos de comida y dejamos reposar. Posteriormente quitamos la mancha pegada y secamos.

-Para quitar manchas podemos usar también amoniaco. Mezclamos en un pulverizador agua tibia y amoniaco. Rociamos sobre la alfombra, cepillamos y abrimos las ventanas para que se seque.

-En el caso que la alfombra se nos haya quemado. Para disimularlo podemos cortar un trozo de otra zona que no se vea y pegarlo.

Esperamos que nuestros trucos te hayan sido útiles.